jueves, 14 de octubre de 2010

A destacar de la ESMO


La reunión de la ESMO (European Society of Medical Oncology), celebrada en Milán la semana pasada, tuvo varios trabajos interesantes que merece la pena comentar:

-Se confirma la eficacia de la abiraterona en cáncer de próstata diseminado, incluso tras progresión a quimioterapia. Por lo tanto, tal vez debamos dejar de hablar de tumores hormono-sensibles y hormono-resistentes, pues abiraterona, un tratamiento hormonal, logra respuestas en pacientes que ya han recibido quimioterapia. Desde luego, las expectativas con este fármaco son muy altas.

-Nuevas opciones de tratamiento para el cáncer de mama Her-2. Una nueva molécula, T-DM1, ha demostrado una eficacia comparable a un estándar en primera línea de cáncer de mama diseminado Her-2 positivo, como Docetaxel-Trastuzumab. Y con una toxicidad significativamente menor. Son datos de un fase II, pero existen varios fases III en marcha con este fármaco, y se esperan los resultados con mucho interés.

-También para cáncer de mama, en este caso triple negativo, existen novedades. Iniparib, un inhibidor de PARP, ha mejorado los resultados de la combinación Carboplatino-Gemcitabina en este subgrupo de pacientes, observándose tanto una elevada tasa de respuestas como un beneficio en supervivencia. Por lo tanto, como ya se intuía, los inhibidores de PARP se postulan como un nuevo grupo de agentes muy a tener en cuenta en los próximos años.

Se presentaron más estudios interesantes, pero quería reseñar éstos ya que añaden nuevos fármacos al arsenal terapéutico de que disponemos; esperemos que en breve confirmen su eficacia y puedan estar disponibles para la práctica diaria.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada